11 de marzo de 2011

Hoy es una de aquellas fechas imposible de no relacionar con Japón. Tal día como hoy, de hace ya 4 años, se producía uno de los capítulos más tristes de la historia reciente del país. Un terremoto de más 9 grados sacudía la parte este de Japón, provocando graves desperfectos y ocasionando un devastador tsunami que arrasó la costa nipona. Miles de persones perdieron la vida y otras tantas desaparecieron. El pueblo de Japón, a pesar de la magnitud de la tragedia, dio una lección mundial de comportamiento y, con las semanas posteriores, de superación. Una vez más, el país demostró al mundo su capacidad de superación.

Durante mi estancia en Japón, una de las preguntas que más hice a mis amigos japoneses fue cómo experimentaron el terremoto del 11 de marzo de 2011. Todos, sin excepción alguna, recordaban una sensación extraña, muy diferente a la habitual, a pesar de estar acostumbrados a este tipo de fenómenos. Cada uno relataba una vivencia diferente, pero todos ellos coincidían en no hablar demasiado de lo sucedido. Tal como dije en la entrada que hice justo hace un año, los japoneses no hablan demasiado de aquel día. Para saber cómo se vivió un acontecimiento de esta magnitud tuve que recorrer al testimonio de amigos españoles que vivieron en Japón aquella experiencia. Realmente escalofriante.

(Fotografía de una delegación pública en Yokohama. Marzo de 2014)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *